Bases del plan de Ordenamiento Territorial del Valle del Cauca. Horacio Duque.

Un Plan de ordenamiento del Territorio para la democracia y la equidad.

Presentación.

Dilian Francisca Toro.

Gobernadora Valle del Cauca.

31 de octubre del 2019.

Con el Plan de Ordenamiento Territorial Departamental – POTD que entregamos hoy, el Valle del Cauca y esta Administración, van a la vanguardia en el país en adelantar procesos de ordenamiento y planificación territorial departamentales, pues es el primer Plan de esta escala que se formula a nivel nacional en el marco de las competencias que brinda la Ley 1454 de 2011, Ley Orgánica de Ordenamiento Territorial – LOOT y aprovecha el aporte del Sistema General de Regalías para la financiación de este tipo de proyectos, convirtiendo al POTD en un Plan Piloto innovador que sirve de ejemplo para otras entidades territoriales, por ser un proyecto de investigación entre el Gobierno y la Academia llevado a cabo por tres equipos conformados entre las universidades participantes y funcionarios del nivel central y descentralizado de la Gobernación del Valle del Cauca en el contexto del aprendizaje colaborativo en equipo. El POTD es un proyecto de concertación de acciones entre distintos actores sociales e institucionales del Departamento, en el cual se establecen las condiciones de su ordenamiento entendiendo las particularidades del territorio en el actual momento histórico, las fuerzas sociales, culturales y económicas que actúan, y las posibilidades de incidir en el futuro del territorio en un contexto que supera la escala municipal. Con el POTD pretendemos entrar a jugar el papel de una entidad coordinadora y articuladora entre las decisiones nacionales y locales, ya que se plantea el ordenamiento de los elementos subregionales presentes en el territorio departamental que están asumiendo los municipios; además se da un aporte al cambio de pensamiento, pues es necesario pasar del aislamiento a sentirse parte de una región, aspecto que es clave en la actual situación que Colombia está viviendo en el proceso de llegar a la paz. Entre los logros del proyecto de formulación del POTD además de la innovación en su construcción técnica, se destaca la activa participación ciudadana con un total de 191 espacios y la asistencia de 3.535 actores, resaltándose la articulación con los territorios colectivos de comunidades negras y resguardos indígenas y representantes de la comunidad campesina, complementados con las Auditorías Visibles para el POTD en el contexto del Control Social y la Transparencia, siendo también la primera experiencia en el País que se lleva a cabo para proyectos de este tipo. Finalmente, esta administración dejará el POTD del Valle del Cauca divulgado, adoptado mediante Ordenanza e iniciada su implementación, de tal manera que se convierta en un ejemplo a seguir en cumplimiento del programa de gobierno y del Plan Departamental de Desarrollo.

Prefacio.

Cesar Augusto Londoño Gómez.

Director General del POTD del Valle del Cauca Grupo de Investigación Arquitectura, Urbanismo y Estética Universidad de San Buenaventura, Cali.

La planificación regional emergió en el mundo en distintos momentos de la historia como herramienta útil para incluir en las decisiones de intervención y transformación, las formas en que la economía actúa en el territorio y los desafíos planteados por el desarrollo socio-económico para definir requerimientos de infraestructuras de conectividad y movilidad, y de dotación de servicios públicos (electrificación y agua potable), en búsqueda de la eficiencia y la eficacia como principales orientaciones que marcaron la dotación de estas infraestructuras, generando con ello inequidades inherentes a la diferenciación espacial y geográfica de los territorios. Tales condiciones se traducen en configuraciones espaciales, muchas veces distantes de la realidad social que constituyen hoy los desafíos de la planificación regional contemporánea: 1) Planear a partir de legislaciones nacionales genéricas que han dejado de lado las formas de ocupación y construcción particulares, en especial de territorios tradicionalmente considerados como periferias, como el Pacífico colombiano; 2) Orientar desde las regiones la llegada a los ámbitos locales de las políticas y programas que desde el nivel nacional buscan el logro de la transformación y adaptación del país para alcanzar mayores niveles de convergencia y de equidad; 3) Avanzar en el camino del desarrollo sostenible, teniendo en cuenta los grandes retos para el logro de la adaptación frente al cambio climático aprovechando la diversidad poblacional y social del país como clave para la construcción de una sociedad resiliente; y 4), de particular pertinencia para Colombia, construir un modelo de convivencia pacífico sentando las bases desde la equidad y la reconstrucción diferenciada e incluyente de los territorios marginados, de un territorio de Paz. La historia del Departamento del Valle del Cauca, su configuración social, ambiental, económica y cultural, sus altas tasas de urbanización reflejadas en el importante peso en el sistema nacional de ciudades, el liderazgo y representatividad nacional e internacional en el contexto de la Región Pacífico, las continuidades y enlaces funcionales con relación a regiones vecinas como el Eje Cafetero, el Norte del Departamento del Cauca y, en un futuro próximo, con relación al Huila, Caquetá y la Altillanura, explican el momento en que la persistencia en la elaboración de estudios y apuestas de planificación prospectiva del departamento se cristalizan hoy en el Plan de Ordenamiento Territorial Departamental del Valle del Cauca, el primero en su género en Colombia, como instrumento que permitirá intermediar en el establecimiento de una ruta clara para “Pensar globalmente y actuar localmente”, ya que su implementación orientará la actuación local, estableciendo roles, enmarcaciones y propósitos en escalas más amplias, que para el grueso de los municipios vallecaucanos no son claros desde sus instrumentos locales, estableciendo de forma simultánea formas de relacionamiento con escalas mayores que permitirán la actuación coordinada y la gestión compartida del territorio. El territorio es uno solo, los instrumentos territoriales y ambientales son mecanismos para orientar la consecución de propósitos y la escala departamental permite avanzar en un mejor ensamble de las apuestas para responder a los desafíos de la sociedad que habita el extraordinario territorio vallecaucano, buscando el logro de mejores y más equitativos niveles de vida, sin abstraerse del mundo global que otorga ventajas para los propósitos locales y de la necesaria reconstrucción de las formas de relacionamiento entre las diversas culturas que habitan el departamento, de las ofertas naturales en relación con los procesos productivos y de poblamiento, y de las formas para gestionar y gobernar el territorio, como caminos necesarios para viabilizar su sustentabilidad. El POTD del Valle del Cauca se estructuró desde el reconocimiento del ordenamiento ambiental y territorial local vigente, desde las evaluaciones de sus impactos en la calidad de vida de la población vallecaucana, desde la reconstrucción minuciosa de las propuestas que a lo largo de 20 años, se han proyectado como visiones prospectivas para el Departamento, que se recogen en una formulación de apuestas territoriales estratégicas, traducidas en ejes territoriales y proyectos estratégicos, todo ello construido con múltiples e innumerables esfuerzos y aportes, quizás no todos reconocidos en los créditos aquí consignados, para constituirse en una hoja de ruta colectiva que permitirá abrir los caminos antes señalados. Las acciones para que su apropiación y asimilación crezcan, deben fortalecerse y crecer en el proceso de adopción e implementación creando enlaces efectivos entre los actores que gobiernan y los que construyen y transforman día a día el territorio departamental. Para ello el Departamento y la sociedad vallecaucana cuentan con el apoyo de la Academia, que, como en este caso con el acompañamiento de la Universidad San Buenaventura de Cali, ha sido vital para comprender, proyectar y aunar esfuerzos con el Estado para reinventar el territorio, desde la base inherente a su identidad constituida por la sociedad que lo habita.

Introduccion.

 A partir de la expedición de la Ley 1454 de 2011, más conocida como Ley Orgánica de Ordenamiento Territorial-LOOT, los departamentos pueden asumir la importante tarea de profundizar sus funciones constitucionales de coordinación entre el nivel nacional y municipal, mediante el ejercicio de las competencias que en la materia le fueron señaladas, llenando el vacío que durante 20 años, desde la expedición de la Constitución Política del 91, existió en las competencias departamentales para resolver problemas territoriales que escapan al alcance de las autoridades locales por tratarse de espacios que, desde las lógicas geográficas, ambientales, culturales, sociales y económicas, solo se pueden intervenir en ámbitos supramunicipales. El Valle del Cauca ha planteado históricamente, desde diversos estudios e iniciativas de planificación estratégica, la necesidad de transformar el territorio desde visiones compartidas de futuro que, sin embargo, a pesar de haber sido construidas, como el Plan Maestro 2015, a partir de consensos amplios, no contaron con herramientas de planificación territorial suficientes para intervenir y transformar las lógicas que han producido en el Departamento problemáticas e inequidades. Hoy el Departamento se enorgullece de presentarle al país un ejercicio de planificación y ordenamiento territorial de largo plazo en el marco de la legislación vigente, que ha sido construido con una amplia participación de diversos actores representativos del ámbito local, subregional, regional y nacional, y bajo el liderazgo del Departamento Administrativo de Planeación Departamental del Valle del Cauca que, a través de una estrategia de articulación Estado-Universidad, gestionó y celebró el Convenio Especial de Cooperación Técnica y Académica No. 0877 del 01 de junio de 2015 con la Universidad de San Buenaventura Cali – Facultad de Arquitectura, Arte y Diseño, con quienes tiene una larga trayectoria de apoyo académico e institucional en los temas de ordenamiento territorial. Paralelamente, para adelantar la Interventoría, celebró el Contrato Interadministrativo No. 0923 del 01 de junio de 2015 con la Universidad Nacional de Colombia, sede Medellín. Las tres entidades, la Gobernación del Valle del Cauca como Ejecutora, la Universidad de San Buenaventura Cali como Operadora y la Universidad Nacional sede Medellín como Interventora, adelantaron el Proyecto de Formulación del Plan de Ordenamiento Territorial Departamental – POTD del Valle del Cauca 2017-2037 con el apoyo de los recursos gestionados ante el Sistema General de Regalías – SGR vigencia 2013-2014. La Gobernación del Valle del Cauca y la Universidad de San Buenaventura Cali, han liderado la Formulación del POTD en sus distintas Fases, con un amplio trabajo participativo con los municipios y el Distrito de Buenaventura, y los actores representativos del territorio: corporaciones ambientales, gremios, asociaciones, consejos comunitarios, organizaciones no gubernamentales, academia, centros de investigación, etnias, representantes de entidades nacionales, entes territoriales municipales y regionales, entre otros. El Proyecto POTD del Valle del Cauca fue contemplado desde el Plan de Desarrollo 2012-2015 y se inició con la Fase del Diagnóstico Operativo del Territorio Departamental entre el 2013 y 2014 adelantado por la Universidad de San Buenaventura Cali. Posteriormente, Planeación Departamental, con el apoyo técnico de la Universidad, gestionó la Fase II de Formulación y la Fase III de Instrumentos del POTD, a través de una propuesta presentada al SGR en el año 2014 que contó con el apoyo del Departamento Administrativo de Planeación Nacional – DNP, el Ministerio de Vivienda, Ciudad y Territorio y el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, entre otros, y posteriormente fue aprobada por el Órgano Colegiado de Administración y Decisión- OCAD Pacífico en diciembre de 2014 y formalizada mediante el Acuerdo No. 19 del 28 de enero de 2015 “Por medio del cual se adoptan decisiones relacionadas con proyectos de inversión financiados o cofinanciados con recursos del sistema general de regalías

Una vez finalizada esta etapa técnica de las Fases II y III, la Gobernación del Valle del Cauca liderará la gestión y aprobación del POTD, que deberá cumplir unos mecanismos de discusión previa en la Comisión Regional de Ordenamiento Territorial-CROT del Valle del Cauca, antes de poder ser adoptado por medio de una Ordenanza expedida por la Asamblea Departamental, acto que le dará vida legal para continuar con las fases posteriores de implementación, evaluación y seguimiento del POTD hasta el 2037. En esta Cartilla se presenta, en una primera parte, cómo fue el proceso de construcción del POTD del Valle del Cauca, con una descripción de la Metodología de las diferentes etapas y componentes: técnico, participativo, de comunicación y divulgación, de sistematización y de capacitación. Igualmente se hace énfasis en la experiencia desde lo institucional, la experiencia desde la academia y la experiencia del trabajo conjunto, como estrategia de complementariedad Estado-Universidad y como estrategia de fortalecimiento institucional basado, principalmente, en la consolidación del Equipo Técnico denominado Proyecto de Aprendizaje en Equipo-PAE-POTD, integrado por funcionarios de carrera administrativa de las diferentes dependencias de la Gobernación del Valle del Cauca que acompañaron el proceso de Formulación Técnica del POTD del Valle del Cauca. Una segunda parte, la constituye el Componente de Participación para la construcción del POTD. Se presentan los resultados del proceso amplio de participación en los ámbitos local, departamental y nacional, tanto en los espacios previstos desde el Convenio como en todos aquellos espacios de participación que se fueron dando desde la misma dinámica y complejidad del Proyecto a lo largo del desarrollo de la Fase II de Formulación y la Fase III de Instrumentos del POTD. Se destacan como espacios de participación y difusión del proceso, las Auditorías Visibles y el Grupo Auditor Ciudadano conformados por el Departamento Administrativo de Planeación del Valle del Cauca y la Oficina de Control Social del Departamento Nacional de Planeación sede Región Pacífico. Y finalmente, una tercera parte, que busca identificar los retos y aportes para futuras experiencias relacionados con la formulación de Plan de Ordenamiento Territorial Departamental; y el cierre de la Cartilla que presenta los agradecimientos a todos los actores e instituciones que hicieron parte y acompañaron este proceso durante año y medio de trabajo intenso, con un alto compromiso con el futuro del Departamento del Valle del Cauca.

Fuente: para acceder al documento síntesis consultar el siguiente enlace electrónico http://bibliotecadigital.usb.edu.co/bitstream/10819/4548/3/9789588785998.pdf

Publicado por:

David Macias

October 31

Post Destacadados

¿Hay dinero para tanta iniciativa del PDET en el sur del país?

Comunidades e instituciones de 24 municipios del Valle del Cauca, Cauca y Nariño construyeron, de manera participativa, las principales líneas de acción para la transformación y estabilización de su región en los próximos diez años. ¿Alcanzará la plata?

Duele uno, duelen todos. Nancy Patricia Gutierrez. Ministra del Interior.

El Observatorio de paz publica esta nota de opinión de la Ministra del Interior del gobierno nacional para que los lectores y seguidores del Observatorio construyan criterios sobre una política urgente para la prevención y la protección de los lideres sociales y de las comunidades.

‘Defendamos la paz’, la iniciativa para proteger acuerdos de La Habana

Con el fin de proteger el acuerdo de La Habana, firmado entre el Gobierno del expresidente Juan Manuel Santos y la extinta guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc), un grupo de académicos, líderes sociales, congresistas y participantes de las negociaciones de paz lanzaron este miércoles la iniciativa ‘Defendamos la paz’.